Cómo engrasar el ribete del maletero para que no gotee agua

Los zapatos mojados son un problema grave, porque además de las sensaciones desagradables al usar y el olor de los pies, es fácil resfriarse. Esto anulará los ahorros en la calidad de las botas o el cuidado de ellas. Si cuida de antemano la seguridad de los pies en la sequedad, puede evitar el costo del tratamiento.

Cómo elegir un remedio

Las botas favoritas pueden tener fugas por varias razones:

  • baja calidad
  • suela mal fijada;
  • daños durante el desgaste, por ejemplo, con compuestos anti-nieve;
  • matrimonio del fabricante, no notado al momento de la compra;
  • grietas en materiales artificiales, así como en naturales, pero carentes de cuidados de calidad.

Cera

Puede liberarse rápida y prácticamente de pies mojados para la próxima temporada con la ayuda de velas. La cera o parafina de la que están hechas es bastante adecuada para esta tarea. Solo que deben ser incoloros, la cera brillante de las velas decorativas arruinará los zapatos. Se recomienda probar el efecto de la sustancia sobre el material de antemano, en un lugar discreto de ropa nueva o botas viejas y gastadas.

Cómo aplicar cera o parafina:

  1. cubra todo el ribete de la bota con una capa suficientemente gruesa, sin ignorar los puntos débiles: costuras y grietas;
  2. calienta el borde del zapato con un secador de pelo, la cera se derretirá y penetrará en todos los lugares de posible penetración de agua y los obstruirá.

Precaución

Este método de procesamiento no es adecuado para ningún material. Es mejor cuidar los zapatos de gamuza con la ayuda de los medios de la tienda, para no dañar las botas con un procesamiento brusco.

Almacenar trenes

Los profesionales trabajan en productos para el cuidado de la piel, textiles o gamuza comprados. En el embalaje siempre puede encontrar qué material debe tratarse con esta sustancia. Todos los fondos se dividen en aerosoles y cremas.

Los aerosoles están diseñados para una pulverización uniforme en la superficie de los zapatos. Este es el cuidado del calzado, la preservación de su resistencia y elasticidad, así como la creación de un recubrimiento impermeable que no permita que se moje. Es necesario aplicar el aerosol en la calle o en el balcón, ya que a menudo un olor fuerte proviene de los aerosoles.

Para las cremas de zapatos, la función principal es restaurar la piel, evitar grietas y limpiar la sal, que está abundantemente cubierta en las carreteras de invierno. A menudo, en la composición de estos fondos hay cera de abejas, que agrega un efecto repelente al agua. Los zapatos deben procesarse varias veces durante la temporada, ya que con el tiempo el producto sale de la superficie de los zapatos.

Remedios caseros

Los métodos populares más populares de protección contra mojarse los pies:

  • Grasa de cordero en combinación con aceite de lino de 50 gramos, se puede agregar un poco de trementina (aproximadamente 10 gramos) a la mezcla. Caliéntelo y cubra el ribete de la bota hasta que la mezcla se haya endurecido;
  • Frote aceite de ricino en zapatos de cuero áspero;
  • La glicerina es un componente del jabón casero gris. Puede usarlo por separado colocando los zapatos en un recipiente con agua con una alta concentración de glicerina, o junto con aceite de pescado, trementina y cera de abejas;
  • La colofonia en combinación con trementina y cera de abejas se puede aplicar a los zapatos, precalentando la mezcla.

Es importante

Los métodos "caseros" pueden dañar la piel delicada y aún más el ante o los textiles finos. Las formulaciones agresivas están destinadas principalmente a pieles ásperas. Además, siempre es necesario realizar una prueba para la seguridad del procesamiento en un área discreta de zapatos o material similar.

El cuidado del calzado lo ayudará a ahorrar en la compra de cosas nuevas, tratar un posible resfriado y también le dará a sus zapatos un aspecto estéticamente agradable, lo cual es importante. Lo principal es no exagerar y no estropear los zapatos con un método inapropiado de protección contra la humedad.